lunes, 24 de septiembre de 2018

Exceso de lluvia y obstrucciones, causas de inundaciones en Peribán, Michoacán


Excelsior

Ciudad de México.- La Comisión Nacional del Agua (Conagua) explicó que el desbordamiento del río Cutio en Peribán, Michoacán, que dejó al menos siete muertos, se debió a que la lluvia alcanzó 58 litros por metro cuadrado en dos horas, como resultado de una zona de inestabilidad que produjo la formación de nubes de tormenta de corta duración.



En un comunicado de prensa, destacó que la fuerte pendiente del afluente, que tiene un desnivel de mil 40 metros en tan solo 13 kilómetros, origina que los escurrimientos de las lluvias alcancen velocidades elevadas que llegan hasta los siete metros por segundo, es decir 25.2 kilómetros por hora.

De acuerdo a las mediciones que se tienen de estos casos, al alcanzar los flujos de agua la velocidad de tan solo dos metros por segundo, se tiene la fuerza suficiente para arrastrar personas, vehículos y estructuras ligeras", indicó.

La Conagua agregó que el río Cutio también registró obstrucciones en su cauce, ubicadas en dos puentes y cuatro vados, lo que obstaculizó el flujo natural del agua, además de que hay cuatro sitios en donde las viviendas invaden los cauces del río y la zona federal.

Es importante mencionar que no existen grandes presas administradas por la Conagua en el sitio, ni tan poco pequeños represos en la cuenca alta, como se ha mencionado.

Una vez que los ríos regresaron a sus niveles normales, la Conagua en colaboración con otras autoridades federales, así como estatales y municipales, evalúa los daños y apoya las labores de auxilio a la población afectada, señaló.

LA TRAGEDIA

Doña Consuelo Carrillo observa con tristeza como la maquinaria pesada destruye lo que quedó de la casa de su hija; nada se compara con el dolor de saber a su hija y a sus tres nietos desaparecidos; a los cuatro se los llevó el río Cutío, en colonia Barrio Negro, de Peribán, Michoacán,

Mi hija con sus tres niños, dos niñas y un niño; se llevó a los cuatro”, comentó Doña Consuelo.

El saldo, todavía preliminar, es de 7 muertos y 8 desaparecidos, la corriente se llevó tres casas completas y causó daños en al menos 100 viviendas, según Belén Sánchez Orozco, presidente municipal de Peribán.

En lo que estuvimos trabajando, revisando y caminando desde el día de ayer, a las 5 de la tarde que me hicieron el reporte, van alrededor, creo que son como 100 familias, es un número estimado, pero si se hará un corte que en su momento, se les hará saber a través de los mandos que estarán aquí”, comentó.

El río Cutío, que desde hace años llevaba apenas “un hilo de agua”, según vecinos de Peribán, la tarde del domingo subió más de tres metros, se salió cauce y arrastró piedras, árboles y redujo a pedazos de fierro, al menos unos 15 vehículos.

La camioneta del comerciante Fernando Zambrano Ortiz quedó sepultada; pero no lo lamentó porque gracias a eso salvó a nueve integrantes de su familia.

Nada, nomás fue el puro susto nomás, pues porque alcancé a sacarlos pa’ arriba, porque venía bien arriba y pues me urgía pues sacar a mi apá, porque la camioneta como quiera trabajando otra vez compro otra, pero al jefe ya no”, explicó.

Peribán vive la peor emergencia de su historia, según sus habitantes. La solidaridad se ha desbordado entre los habitantes y los municipios vecinos. En el auditorio municipal fue instalado un albergue, donde hay comida, ropa y ofrecen ayuda psicológica.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario